Diabetes tipo 2: Causas, síntomas y tratamiento

La diabetes tipo 2 es una enfermedad caracterizada por niveles altos de glucosa en la sangre debido a la producción insuficiente de insulina o su uso incorrecto por parte del cuerpo. Los factores de riesgo incluyen el sobrepeso u obesidad, falta de actividad física, antecedentes familiares y resistencia a la insulina. Los síntomas pueden variar, pero incluyen sed y micción frecuente, aumento del apetito, cansancio y visión borrosa. El diagnóstico se realiza mediante pruebas de sangre. El tratamiento involucra cambios en el estilo de vida, medicamentos y control de la presión arterial y el colesterol. Además, se pueden tomar medidas para prevenir o retrasar la enfermedad y Mayo Clinic ofrece recursos y atención médica especializada.

¿Qué es la diabetes tipo 2?

La diabetes tipo 2 es una enfermedad crónica que se caracteriza por niveles elevados de glucosa en la sangre. A diferencia de la diabetes tipo 1, en la cual el cuerpo no produce insulina, en la diabetes tipo 2 el cuerpo no utiliza adecuadamente la insulina que produce o no produce suficiente cantidad.

Definición de la diabetes tipo 2

La diabetes tipo 2 se desarrolla cuando las células del cuerpo no pueden utilizar la insulina de manera efectiva. La insulina es una hormona vital que permite que la glucosa de los alimentos ingrese a las células y se convierta en energía. Cuando las células se vuelven resistentes a la acción de la insulina, se acumula glucosa en la sangre y los niveles de azúcar aumentan.

Causas y factores de riesgo de la diabetes tipo 2

Los factores que pueden contribuir al desarrollo de la diabetes tipo 2 incluyen el sobrepeso u obesidad, la falta de actividad física, antecedentes familiares de diabetes y la resistencia a la insulina. Además, las personas mayores de 45 años, las personas con prediabetes, las mujeres con diabetes gestacional y ciertos grupos étnicos tienen un mayor riesgo de desarrollar esta enfermedad.

  • Sobrepeso u obesidad: El exceso de grasa corporal, especialmente alrededor de la cintura, está asociado con un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.
  • Falta de actividad física: El sedentarismo y la falta de ejercicio regular aumentan las probabilidades de desarrollar esta enfermedad.
  • Antecedentes familiares de diabetes: Tener padres o hermanos con diabetes tipo 2 aumenta el riesgo de desarrollarla.
  • Resistencia a la insulina: Esta condición implica que el cuerpo no responde adecuadamente a la insulina producida.

Síntomas y diagnóstico de la diabetes tipo 2

Síntomas de la diabetes tipo 2

Aumento de la sed y la micción

Uno de los síntomas más comunes de la diabetes tipo 2 es sentir una necesidad excesiva de beber agua y orinar con frecuencia. Esto se debe a que el exceso de glucosa en la sangre hace que los riñones trabajen más para filtrarla y eliminarla del cuerpo.

Aumento del hambre

Las personas con diabetes tipo 2 pueden experimentar un aumento en el apetito debido a la dificultad del cuerpo para utilizar eficazmente la glucosa como fuente de energía. Esto puede llevar a una constante sensación de hambre incluso después de comer.

Sensación de cansancio

La fatiga y el cansancio constante son síntomas frecuentes de la diabetes tipo 2. La dificultad para procesar la glucosa correctamente puede hacer que el cuerpo no obtenga suficiente energía, lo que conduce a la sensación de agotamiento.

Visión borrosa

La diabetes tipo 2 puede afectar la visión causando visión borrosa o dificultad para enfocar correctamente. Esto ocurre porque los niveles altos de glucosa en la sangre pueden alterar la forma en que la lente del ojo se enfoca.

Entumecimiento u hormigueo en los pies o las manos

El daño a los nervios periféricos, conocido como neuropatía diabética, es un síntoma común de la diabetes tipo 2. Puede manifestarse como entumecimiento, hormigueo o sensación de ardor en las extremidades, especialmente en los pies y las manos.

Llagas que no cicatrizan

Las heridas y las lesiones en personas con diabetes tipo 2 pueden tardar más tiempo en sanar y cicatrizar. Esto se debe a la dificultad del cuerpo para combatir infecciones y regenerar los tejidos afectados debido a los niveles altos de glucosa en la sangre.

Pérdida de peso inexplicada

Algunas personas con diabetes tipo 2 pueden experimentar una pérdida de peso inexplicada, a pesar de tener un aumento de apetito. Esto se debe a que el cuerpo no puede utilizar eficazmente la glucosa como fuente de energía y comienza a metabolizar las grasas y proteínas almacenadas en el cuerpo.

Pruebas para diagnosticar la diabetes tipo 2

Prueba de A1c

La prueba de A1c mide el nivel promedio de glucosa en la sangre durante los últimos tres meses. Un resultado igual o superior al 6.5% indica un diagnóstico de diabetes tipo 2.

Prueba de glucosa plasmática en ayunas

Esta prueba consiste en medir los niveles de glucosa en la sangre después de un período de ayuno de al menos ocho horas. Un nivel igual o superior a 126 mg/dL en dos pruebas diferentes confirma el diagnóstico de diabetes tipo 2.

Tratamiento de la diabetes tipo 2

El tratamiento de la diabetes tipo 2 se enfoca en controlar los niveles de azúcar en la sangre a través de un enfoque integral que incluye cambios en el estilo de vida, medicación y control de otros factores de riesgo, como la presión arterial y los niveles de colesterol.

Estilo de vida saludable: alimentación y actividad física

Una parte fundamental del tratamiento de la diabetes tipo 2 es adoptar un estilo de vida saludable. Esto implica seguir una alimentación balanceada, controlando la ingesta de carbohidratos y azúcares, y priorizando alimentos ricos en fibra y nutrientes. Además, es importante realizar actividad física regularmente, como caminar, correr o practicar deportes, lo cual ayuda a controlar los niveles de azúcar en la sangre y contribuye a mantener un peso saludable.

Medicamentos para el control de la diabetes tipo 2

En algunos casos, es posible que se requiera el uso de medicamentos para ayudar a controlar la diabetes tipo 2. Estos medicamentos pueden incluir antidiabéticos orales, que ayudan a mejorar la acción de la insulina y reducen los niveles de azúcar en la sangre, o inyecciones de insulina, que reemplazan o complementan la insulina que el organismo no produce en cantidades adecuadas. El médico evaluará el mejor tratamiento farmacológico teniendo en cuenta las necesidades y características individuales.

Control de la presión arterial y los niveles de colesterol

Además del control de los niveles de azúcar en la sangre, es importante mantener bajo control la presión arterial y los niveles de colesterol. Estos factores también pueden contribuir al desarrollo de complicaciones de la diabetes tipo 2. Se pueden utilizar medicamentos específicos para controlar la presión arterial y reducir el colesterol, junto con cambios en el estilo de vida, como seguir una dieta baja en sodio y grasas saturadas, y realizar ejercicio regularmente. Un control adecuado de la presión arterial y el colesterol reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares en personas con diabetes tipo 2.

Prevención y manejo de la diabetes tipo 2

La prevención y el manejo de la diabetes tipo 2 son fundamentales para controlar adecuadamente la enfermedad y reducir sus complicaciones. A continuación se presentan algunas estrategias efectivas para reducir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 y controlar otras condiciones de salud relacionadas:

Reducción de riesgo de desarrollar diabetes tipo 2

  • Mantener un peso saludable: El sobrepeso u obesidad son factores de riesgo significativos para la diabetes tipo 2. Adoptar un estilo de vida activo y seguir una alimentación equilibrada puede ayudar a mantener un peso saludable y reducir el riesgo.
  • Llevar una dieta saludable: Asegurarse de consumir una dieta rica en frutas, verduras, granos integrales y proteínas magras puede ayudar a prevenir la diabetes tipo 2. Limitar la ingesta de alimentos procesados y azúcares añadidos también es importante.
  • Ejercicio regular: Realizar actividad física de forma regular ayuda a controlar el peso, mejorar la sensibilidad a la insulina y reducir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. Se recomienda al menos 150 minutos de actividad aeróbica moderada a la semana, como caminar, nadar o montar en bicicleta.

Control de otras condiciones de salud relacionadas

  • Vigilar la presión arterial: La hipertensión arterial puede aumentar el riesgo de complicaciones en personas con diabetes tipo 2. Mantener la presión arterial dentro de los rangos saludables mediante la adopción de medidas como llevar una dieta baja en sodio, hacer ejercicio regularmente y tomar la medicación recetada, en caso de ser necesario.
  • Controlar los niveles de colesterol: Los niveles altos de colesterol son un factor de riesgo para enfermedades cardiovasculares, especialmente en personas con diabetes tipo 2. Seguir una dieta saludable y prescrita por un profesional de la salud, hacer ejercicio regularmente y tomar medicamentos si es necesario, puede ayudar a mantener los niveles de colesterol bajo control.
  • Controlar el estrés: El estrés crónico puede afectar negativamente la diabetes tipo 2. Es importante buscar formas efectivas de gestionar y reducir el estrés, como practicar técnicas de relajación, realizar actividades que proporcionen bienestar emocional y buscar apoyo cuando sea necesario.

Siempre es recomendable consultar a un profesional de la salud para obtener asesoramiento personalizado sobre la prevención y el manejo de la diabetes tipo 2, especialmente si se tienen factores de riesgo o se presentan otras condiciones de salud relacionadas.

Recursos y apoyo para personas con diabetes tipo 2

La diabetes tipo 2 puede requerir atención especializada y recursos adicionales para manejar de manera efectiva la enfermedad. Mayo Clinic brinda diversos recursos y apoyo a las personas que viven con diabetes tipo 2, con el objetivo de ayudarles a llevar una vida saludable y controlar su condición.

Atención médica en Mayo Clinic

Mayo Clinic ofrece servicios médicos centrados en el paciente para la diabetes tipo 2. Nuestro equipo de profesionales especializados en endocrinología está altamente capacitado para brindar un enfoque integral de tratamiento a cada paciente. Puede solicitar una cita con uno de nuestros médicos expertos y recibir una evaluación personalizada de su condición.

Uso de la biblioteca de salud Mayo Clinic

La biblioteca de salud de Mayo Clinic es una excelente herramienta para obtener información adicional sobre la diabetes tipo 2. Dentro de esta biblioteca, encontrará secciones dedicadas a enfermedades y afecciones, síntomas, diagnóstico, tratamiento y medicamentos relacionados con la diabetes tipo 2. Además, puede acceder a libros y suscripciones específicas sobre esta temática.

Participación en ensayos clínicos

Mayo Clinic ofrece la posibilidad de participar en ensayos clínicos relacionados con la diabetes tipo 2. Estos ensayos clínicos son investigaciones médicas en las que se evalúan nuevas terapias y tratamientos para la enfermedad. Participar en un ensayo clínico puede brindarle la oportunidad de acceder a opciones de tratamiento innovadoras y contribuir al avance de la ciencia médica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *